viernes, 5 de septiembre de 2008

Libertad dependiente


El odio a la dependencia para ser feliz es lo que me mueve a escribir
Lo que callo y remito a ese falso signo de belleza y júbilo.
Pasa y pasa otra vez
Y al desprenderte de el vuelves a ser la sombra inerte,
La oscuridad que se esconde tras la carne,
La carne que se esconde tras la cara
De esa niña caprichosa que decidió dejarse tatuar
Y volar a lomos de la dicha a cuentagotas
Y pasar por sufrir efectos secundarios de deseos no formulados.

6 comentarios:

RENATA dijo...

no esta bueno depender, y menos para sr feliz!. muchas veces es dificil...pero la felicidad la tenemos que encontrar en nosotros mismo.

un beso grande!

Gittana dijo...

Yo no se si sea bueno o no, pero me gustaría ser super hiper mega feliiiiiiiiz!!!!

a quien no?

Gittana dijo...

No me importaría sufrir las complicaciones...

carla'sdreams dijo...

lamentablemente , se depende de todo para ser feliz , me gusto mucho tu escrito .
la dicha a cuenta gotas ......de lo que se tiene y no deseamos .
besos.

The Watcher In Your Mirror dijo...

menudas vacaciones te ha spegao por estas tierras del norte eh? si es que de la peninsula somos lo mejor sin duda jejejje. yo la semana que viene piro al sur :p

... Y descragiada o afortunadamente, tu excelente escrito nos muestra que siempre dependeremos de alguien, queramos o no... para todo.

besazos.

blackeagle-italiano dijo...

Estoy de acuerdo con Carla, desgraciadamente no podemos dejar de depender de algo o alguien, si bien se puede ser feliz aunque este uno solo, aún así dependemos de algo o alguien.

Pero si, que lindo seria encontrar ese grado del cual todo mundo desconocemos... el momento en que no pides ni exiges nada más, pues ya eres plenamente feliz!!

Besos Mey!!